Main Area

Main

Nacionales

Cristina Kirchner recibió a Agustín Rossi y analizaron las irregularidades del escrutinio

La ex presidenta recibió a Rossi, ganador en Santa Fe luego de sortear también la misteriosa parálisis del escrutinio cuando recortaba ventajas. Destacaron la diferencia cuando al kirchnerismo le tocó perder siendo oficialismo.



"Ni los santafesinos, ni los bonaerenses, ni los argentinos en general nos merecemos lo que pasó este fin de semana en Santa Fe y en provincia de Buenos Aires", reflexionó ayer Cristina Fernández de Kirchner en referencia a lo que denominó "una manipulación planificada y cronometrada" del escrutinio provisorio por parte del gobierno de Cambiemos para mostrarse triunfantes en el horario central de la televisión. En una charla que pudo seguirse en las redes con su ex ministro Agustín Rossi, quien también sufrió un conteo sesgado en Santa Fe, donde el peronismo finalmente ganó la elección, la ex presidenta recordó que durante los gobiernos kirchneristas hubo tres elecciones legislativas y tres presidenciales, que incluyeron derrotas para el oficialismo, y nunca ocurrió una situación parecida.


"Hacía muchos años que el peronismo de Santa Fe no terminaba unas elecciones en primer lugar. Lo único que nos hicieron festejar a las seis de la mañana, estábamos solos, porque a las diez de la noche habían dicho que ganaban por cinco puntos de ventaja: 'contundente victoria de Cambiemos en Santa Fe'", recordó Rossi ante la pregunta de CFK, transmitida en vivo por las redes sociales desde el Instituto Patria. "Creo que sintieron que no podían hacer en las dos provincias lo mismo" y que decidieron terminar el escrutinio provisorio en Santa Fe porque "es menos nocivo para ellos", sugirió el diputado.


¿Por qué pararon en Buenos Aires en el 95 por ciento y en Santa Fe en el 98?, se preguntó Rossi. "Yo creo que el tema era Cristina", arriesgó la propia ex presidenta, y reiteró su afirmación del lunes a la madrugada en Arsenal. "Tengo experiencia como fiscal general, como militante, y nunca vi nada igual: hicieron una suerte de psicopateada a la sociedad en general porque montaron una cosa que no existía, cantaban, bailaban", recordó.


"En Santa Fe pararon el escrutinio con el 75 por ciento de las mesas escrutadas. Nosotros decíamos '¿qué está pasando?' porque en Santa Fe había elecciones de concejales, estábamos viendo lo de los concejales en Rosario, atentos a lo que pasaba en Buenos Aires, y en un momento digo 'che, ¿por qué no aumenta esto?'. Entramos a ver cómo estaba compuesto ese 75 por ciento y estaba el 100 por ciento de las mesas de la ciudad de Santa Fe, donde le había ido bien a Cambiemos, y solamente el 35 por ciento de las mesas de Rosario, donde nos había ido bien a nosotros y es el distrito electoral más numeroso", recordó el momento en que descubrió la maniobra de la alianza Pro-UCR. Entonces se comunicó con el diputado Rodolfo Tailhade, que estaba en al Dirección Nacional Electoral, y salió a denunciar el tema en TV. "Salgo por C5N hablando y a los cinco minutos empiezan a cargar Rosario", contó. "En el momento en que empezaron a cargar Rosario estábamos cinco puntos abajo y terminamos medio punto arriba", agregó.


"Estamos detectando una serie de irregularidades impresionantes, que vamos a ver oportunamente, cuando termine todo esto, qué vamos a hacer", advirtió la ex presidenta. "Hubo manipulación planificada y cronometrada", afirmó.


-Y suerte que no tenemos el voto electrónico. Si lo tuviéramos seguro que esta elección en Santa Fe no la ganamos -consideró Rossi.


-Es la patente para la trampa, directamente. Si en la primera elección que Cambiemos tiene que fiscalizar, organizar y garantizar a los argentinos pasa esto, que nunca había pasado en la historia, ¿qué habría pasado con el voto electrónico? -razonó la ex mandataria, quien recordó "la insistencia" de Cambiemos para aplicar un método que "en todo el mundo están abandonando". "En las últimas elecciones de Holanda decidieron volver al papel porque se dieron cuenta que el sistema electrónico era vulnerable. Y acá siguen insistiendo", recordó. "Pueden manipularlo más. Es mucho más fácil auditar una caja de cartón con papel que un sistema de software", completó Rossi.


"Ni los santafesinos, ni los bonaerenses, ni los argentinos en general nos merecemos lo que pasó este fin de semana en Santa Fe y en provincia de Buenos Aires. No lo merecemos porque nunca había sucedido, y durante los doce años y medio que nos tocó la responsabilidad de conducir al país transcurrieron tres elecciones parlamentarias y tres presidenciales", cerró la ex presidenta.




Página12


2017 Intersab.